La economía zombi

La economía zombi

Rubén Gil
15 noviembre, 2020
|
Actualizado: 14 noviembre, 2020 16:11
|

El Banco de España ha puesto sobre la mesa el debate sobre si los ERTE son la herramienta idónea para mantener el empleo si la crisis económica provocada por la pandemia se sigue alargando en el tiempo.

La realidad es que hemos pasado de una situación coyuntural a una recuperación más lenta de lo previsto. Por eso el organismo cree que debido a las nuevas restricciones en algunas comunidades harán falta otro tipo de medidas para salvar a las empresas viables y no mantener vivas artificialmente las que no lo son.

El objetivo es que no se cronifiquen los ERTE. Lo mismo que hizo Reino Unido al “desenchufar” parte de su programa de ayudas al empleo para acabar con los trabajos zombis. Y es que existe el riesgo real de que muchas empresas que ya arrastraban problemas de rentabilidad mantengan su actividad apoyándose únicamente en estas medidas.

La clave está en cómo distinguir las empresas viables de las que no lo son. Las que pueden sobrevivir sin las ayudas públicas de aquellas que no tendrán más remedio que pasar del ERTE al ERE o terminar acogiéndose a un concurso de acreedores.

No sabemos cómo será el mundo dentro de unos meses. Es imposible predecir cuándo volverán los turistas a España para alegría del sector hotelero. Tampoco sabemos cómo será el comercio el día de mañana. Ni que pasará con la hostelería y el consumo en los bares. Lo único cierto es que muchas empresas no vivirán para comprobarlo si se les retira estas ayudas. Por tanto, hasta que nuestra realidad se vuelva a parecer a la de antes, no tendremos más remedio que seguir conviviendo con algunos muertos vivientes.

Noticias Relacionadas: