PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

2020, curvas en el arranque

Hemos estrenado 2020 en los mercados financieros con cierto susto.  En el ámbito internacional , la tensión entre EEUU e Irán ha provocado una rápida subida del petróleo, un encarecimiento del dólar y una revalorización del oro . ¿Las bolsas? Han reaccionado pero cierta templanza. Sí, ha subido la volatilidad pero no se ha disparado. Ha habido un pequeño susto, pero ni pánico, ni tensión ni ná de ná. El fondo del mercado es sólido y el dinero sigue acudiendo a los activos de riesgo. ¿Porqué? Porque la macro acompaña – aunque el último dato de paro en EEUU ha decepcionado un poco,  el mundo va a crecer en 2020 por encima del 2% –  y los mercados emergentes apenas han sufrido tras el repunte del  crudo por la tensión entre EEUU e Irán; porque los bancos centrales apoyan a apoyarán a los mercados y a la economía; porque esperamos políticas fiscales de algunos gobiernos en Europa y porque es año electoral en EEUU.

PUBLICIDAD

Aquí  en casa el susto ha llegado por la formación de ese gobierno PSOE-Podemos con  el apoyo de los nacionalistas. El mercado teme más intervención en  la economía, teme subida de impuestos y también derogación de algunos puntos de la reforma laboral de 2012. Esto, en un contexto de clara desaceleración a nivel global, provocará menos crecimiento, menos consumo, menos creación de empleo y alejará a los inversores. Los que tiemblan son sectores como socimis, bancos y energéticas, y con cierta calma miran al nuevo ejecutivo de Pedro Sánchez  constructoras y renovables. 

Arranque con curvas, pero el suelo firme porque hay liquidez. El año no ha hecho más que arrancar ¡a por él!

PUBLICIDAD