Los motores de la economía mundial están cambiando

Los motores de la economía mundial están cambiando

PAUL MIELGO
30 junio, 2021
|
Actualizado: 05 octubre, 2021 0:16
|

Este año será el primero desde 2006 en el que las economías avanzadas contribuyan más al crecimiento global que los mercados emergentes, según los economistas de Citigroup. Entre las principales razones: mayores estímulos fiscales y monetarios y campañas de vacunación más rápidas en el mundo industrializado.

Pero, por otro lado, el aumento de los precios de las materias primas está ayudando a impulsar a países como Rusia y Brasil. El PIB en los principales mercados emergentes se expandirá un 6,7% este año después de contraerse un 2,2% en 2020, según las proyecciones del Fondo Monetario Internacional. Pero algunos bancos centrales de estos países, como Rusia, Turquía y Brasil, ya están endureciendo la política monetaria.

Más allá del corto plazo, los economistas de Citi estiman que la recuperación impulsada por las economías avanzadas puede ser parte de un proceso más amplio en el que el mundo ya no dependerá tanto de la inversión china. De 2010 a 2019, China representó el 47% del crecimiento medio de la inversión mundial, más incluso más que su contribución del 33% a la expansión global, según el banco estadounidense. Eso sin duda ayudó a sacar al mundo de la crisis financiera de 2008 y de la posterior recesión .

Pero a partir de ahora podría darse un reequilibrio, no sólo porque China enfoque su economía hacia sus consumidores, sino porque la inversión puede distribuirse de manera más uniforme. El impacto de la pandemia en las cadenas de suministro y el reciente auge del proteccionismo están llevando a las empresas y los gobiernos a gastar más en sus economías domésticas, con bajos costes de endeudamiento que alimentan más estos cambios.

Basta con mirar a Estados Unidos, con el presidente Joe Biden que planea sacar adelante un plan de infraestructuras billonario. Citi señala que el gasto en en propiedad intelectual es ahora el componente de más rápido crecimiento en la inversión de las empresas.

En cuanto a Europa, su plan de recuperación Next Generation EU también pretende mejorar las infraestructuras, diversificar y fortalecer las cadenas de suministro, y fomentar la transición digital y ecológica.

La desventaja de este cambio de motores económicos es que, si bien el derroche de inversiones anterior de China elevó el comercio mundial, es posible que no sea lo mismo en la nueva era porque las economías estarán más centradas en los mercados nacionales o al menos regionales.

Noticias Relacionadas: