Programas del sabado
Des-Unión Europea

Des-Unión Europea

01 abril, 2020
|
Actualizado: 01 abril, 2020 19:31
|
PUBLICIDAD

La magnitud de los efectos sanitarios del COVID-19 todavía está por determinar. De ahí que los efectos económicos que se empiezan a vislumbrar tampoco puedan precisarse en su integridad. Es decir, nadie sabe lo que va a durar esto y por tanto no se pueden calibrar con exactitud sus efectos en la economía. De momento S&P hace estimaciones en V para nuestro país, con caída del 2,1% del PIB español este año, para remontar un 3,1% en el siguiente. Y ante el confinamiento y la cuasi paralización de la actividad, la OCDE cifra el saldo negativo en 2 puntos de riqueza anual de un país durante cada mes de parón económico. Pero ya hay estudios que se plantean una caída a plomo del 10% para una pandemia que nos cuesta 20.000 millones cada semana.

Ante este panorama y con la vista puesta en Europa como el nuevo epicentro de la enfermedad, surge con fuerza el papel de una Unión Europea que se quiere reivindicar tras la salida comunitaria del Reino Unido. Pero aquí de momento esa unidad no se pone en valor. De nuevo norte contra sur, ante el castigo propinado por la pandemia en Italia, España y Francia y la oposición frontal a mutualizar deuda, en forma de los llamados coronabonos, de Alemania y Holanda. Ellos junto a Austria no quieren merzclarse con unos activos que pueden contaminar su deuda soberana y por ende su medio para financiarse.

La solución que aportan, acudir al MEDE, ese mecanismo un tanto maldito con olor y sabor a rescate y por ende a que el país que acuda a él acabe con la letra escarlata como le ocurrió a Grecia y controlada por los hombres de negro. Entonces toca preguntarse ¿para qué sirve el club comunitario lleno de reglas y obligaciones si no se puede acudir a él en estas situaciones excepcionales?. Es una visión simplista, pero en momentos tan duros como los actuales y con la respuesta dada a España, uno de los países más europeistas, lo menos que podemos hacer mientras seguimos en casa, es pensarlo. De ahí que también sea bienvenida la iniciativa para proteger el empleo que va a implementar la Comisión Europea.

.
Noticias Relacionadas:
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD