Punto Pelota logo

Piqué y Cristiano abren el debate sobre la exigencia de sus aficiones

Piqué y Cristiano abren el debate sobre la exigencia de sus aficiones
Punto Pelota
  • Automovilismo
  • Baloncesto
  • Ciclismo
  • Fútbol
  • CARLOS GARAYOA / Piqué y Cristiano Ronaldo han abierto el debate sobre la exigencia de sus aficiones. Cristiano se quejó, tras eliminar al Bayern de Múnich, de los pitos de la afición. “Sólo pido que no me silben más”, dijo el luso. Por contra, Piqué ha elogiado los aplausos del Camp Nou tras caer eliminado ante la Juventus. Lo ha hecho en un tuit, en el que también ha criticado el comportamiento de los seguidores blancos.

    PUBLICIDAD

    ¿Qué afición es más exigente? ¿Qué estadio es más crítico con sus jugadores? ¿Se puede pitar a un futbolista de tu propio equipo? ¿Ha sido ejemplar el Camp Nou aplaudiendo al Barcelona pese a ser eliminado de la Champions? Hay varias preguntas que resolver. Es una cuestión de exigencia.

    El debate sobre la exigencia del Bernabéu y el Camp Nou está abierto

    En Punto Pelota analizamos desde dos puntos de vista la exigencia de cada estadio. Ulises Sánchez-Flor y Miguel Navarro dan su punto de vista sobre lo que ha sucedido en cada estadio. También sobre las palabras de Cristiano Ronaldo y Piqué.

    Ulises Sánchez-Flor: “Creo que Piqué ha aprovechado las palabras de Cristiano Ronaldo para desviar la atención de la eliminación del Barcelona. Es muy listo. Lo demuestra y sabe el impacto que tienen sus tuits. Pero estoy de acuerdo en que resulta ilógico que el Bernabéu pueda pitar a su estrella. Es algo que perjudica al equipo en un momento clave. El Real Madrid necesitaba ante el Bayern el calor incondicional y a la mínima se puso nervioso. Cristiano hace bien en quejarse. No vale eso de que el público siempre tiene razón. También quiero elogiar los aplausos del Camp Nou al Barcelona. Son de agradecimiento a un equipo ganador. Considero que el nivel de exigencia es similar en las dos aficiones”.

    PUBLICIDAD

    Miguel Navarro: “El público del Bernabéu siempre es el más exigente de todos. Vestir la camiseta blanca implica una sobreexposición mediática que influye a sus aficionados hasta el punto de sentenciar jugadores sin esperar a ver su verdadero nivel. Pitar a Cristiano es tremendamente injusto e innecesario. El máximo goleador de la historia del Real Madrid merece otro trato en su casa. Es legítimo que el público critique la indolencia, nunca el fallo. El palo de Piqué llega en el momento decisivo de la temporada y respaldado por la acción de su afición ante la derrota, pero esa misma afición sacó pañuelos y pitó Messi en la época de Martino”.

     

    Comenta

    Notificar de
    avatar

    wpDiscuz
    INTERECONOMIA.COM es un medio de comunicación digital del Grupo Intereconomia 2017 ®