LG diseña una casa que permite ahorrar hasta un 90% en el gasto energético

LG diseña una casa que permite ahorrar hasta un 90% en el gasto energético

LG ha presentado este miércoles en Madrid una casa interconectada que gracias a placas solares y un diseño que prima al máximo la eficiencia energética ahorra hasta un 90 % en las facturas y, en un futuro, incluso permitirá ganar dinero gracias a la venta del excedente de energía generada.

PUBLICIDAD

«Hemos querido demostrar que el autoconsumo ya es viable. Por eso hemos construido esta casa libre de emisiones de CO2 y a la que vamos a invitar a políticos y personalidades para que vean con sus propios ojos que esto es posible y que podemos marcar la diferencia hacia un futuro sostenible», ha explicado Jaime de Jaraíz, presidente y consejero delegado de LG Electronics Iberia.

La casa, de unos 70 metros cuadrados, ha sido levantada ante la sede de la compañía surcoreana en Madrid y está equipada con paneles solares, baterías, soluciones aerotérmicas y electrodomésticos eficientes permiten generar más energía de la que se consume.

«En el futuro se podrá incluso ganar dinero. En otros países de Europa ya se puede vender la energía que se genera y no se consume», ha explicado a Efe Ana Isabel Moreno, directora de Marketing de Consumo de la compañía, cuya vivienda prototipo revierte en la red eléctrica el excedente producido.

PUBLICIDAD

La vivienda, que imita una casa tradicional coreana (hanok) y ha sido inaugurada por Hong-Jo Chung, embajador de la República de Corea en España, ha sido construida como una Passivhaus, un estándar de construcción para conseguir un ahorro de energía de hasta un 90 % a través de aislamiento, hermeticidad y ventilación mecánica, entre otros factores.

«El gasto medio anual por hogar en energía es de 990 euros, una cantidad que se podría casi eliminar», ha explicado Rosa Malmcrona, responsable de Marketing de LG en España, que ha detallado que la empresa está desarrollando en Valencia un edificio cumpliendo con estos mismos estándares de eficiencia energética.

Además, De Jaraíz asegura que está en conversaciones con constructoras que quieren liderar en España el mercado de las casas libres de emisiones de CO2 y que, según sus datos, se puede conseguir que únicamente se encarezcan un 4 % respecto a la construcción de una vivienda convencional.

El directivo asegura igualmente que la inversión fotovoltaica se podría amortizar en cuatro o cinco años y recuerda que la conectividad entre aparatos de la casa -que la firma promueve a través de su sistema abierto LG ThinQ- ayuda a conocer y regular el consumo de cada aparato.

PUBLICIDAD

La vivienda está rodeada de un jardín que aspira a contar con un millar de plantas y absorber todo el CO2 que emiten las oficinas de LG (unas 180 toneladas al año).