Sergio Saavedra: La situación del ‘Homeschooling’ en España no es de ilegalidad sino de ‘alegalidad’

Sergio Saavedra: La situación del ‘Homeschooling’ en España no es de ilegalidad sino de ‘alegalidad’

@jmfrancas. Sergio Saavedra es interlocutor político de ALE (@aleeducacion), (Asociación por la Libre Educación) https://www.educacionlibre.org/

PUBLICIDAD

JMF: ¿Qué es Ale?

Sergio Saavedra: Es la principal asociación española de defensa de las familias que practican la Educación En Casa o “Homeschooling”.

JMF: ¿Son muchas familias las que practican este modelo educativo?

PUBLICIDAD

Sergio Saavedra: No lo sabemos exactamente, ya que no existe censo ni registro alguno. Los estudios que hasta ahora se han realizado del fenómeno indican que en España pueden ser unas 1000 familias.

JMF: ¿Es legal hacer esto?

Sergio Saavedra: En España no hay un reconocimiento legal expreso, ni tampoco una prohibición. Hay algunos reconocimientos implícitos que nos permiten afirmar que la situación no es de ilegalidad sino de ‘alegalidad’. Nosotros luchamos desde hace años por que se produzca de una vez ese reconocimiento explícito en la Ley y nos pongamos a la altura del resto de los países de Europa y de casi todo el mundo.

JMF: En Europa hay países que lo combaten ¿no?

PUBLICIDAD

Sergio Saavedra: Combatir la Educación en Casa es sencillamente ilegal. Va en contra de la Declaración Universal de los Derechos Humanos de la ONU de 1948. Todos los países están obligados a reconocer modalidades educativas alternativas a la escuela, a elección de los padres. El papel del Estado es vigilar, para evitar que se produzcan abusos, pero nunca prohibir. No hay ningún país de Europa que lo prohíba expresamente. Lo que sí hay es regulaciones más restrictivas que otras.

JMF: ¿Cuál es la cuestión de fondo?

Sergio Saavedra: La felicidad en el aprendizaje. Que los niños y niñas disfruten aprendiendo. Para ello es necesario muchas veces adaptar los ritmos a ellos, en vez de que ellos se tengan que adaptar a la escuela.

JMF: ¿No lo conseguirá mejor un profesional?

Sergio Saavedra: Nosotros pensamos que los padres somos quienes entendemos mejor a nuestros hijos. Y, sin duda, quienes más les quieren. En la mayor parte de los casos, debido a cómo funciona hoy día la sociedad, para una familia es imposible ocuparse de sus hijos durante todo el día, así que optan por encomendar las labores educativas a los profesionales de la educación. Pero ello no necesariamente es lo mejor para los niños.

JMF: ¿Pero un padre no tiene por qué saber de todo?

Sergio Saavedra: No es necesario que un padre sepa de todo. Hoy en día hay suficientes medios a disposición de cualquiera para proporcionar a los niños la orientación necesaria para que ellos mismos aprendan. Incluso en la escuela los tiempos en los que un maestro sabía ‘de todo’ han pasado, me parece. El modelo aquel en el que un profesor impartía una clase magistral y los alumnos escuchaban la lección, se rechaza hoy en cualquier sistema educativo avanzado del mundo. La educación debe ser otra cosa.

JMF: Y la disponibilidad de tiempo. Padres que trabajen… ¿pueden hacerlo?

Sergio Saavedra: Es cierto. Los padres que optan por esta modalidad educativa deben disponer de mucho tiempo fuera del centro de trabajo, para estar con sus hijos en casa o en los demás lugares en que tiene lugar el aprendizaje. Algunos padres renuncian a trabajar fuera de casa; otros reorganizan sus vidas para dedicarse a ello y otros simplemente, aunque quieren, no pueden hacerlo.

JMF: Y desde la asociación, ¿habéis pensado cómo resolver esto?

Sergio Saavedra: No está en nuestra mano cambiar la sociedad. Nosotros no luchamos por que todas las familias de España hagan Educación en Casa. Nuestra lucha es por obtener el reconocimiento legal necesario para que las familias que quieran hacerlo lo hagan con total normalidad e integradas en el sistema educativo. Será siempre un porcentaje muy pequeño: en los países del mundo en los que hay pleno reconocimiento y hasta incentivos estatales para los padres, apenas alcanza un 1%.

JMF: ¿No hay centros que se organicen con vuestro planteamiento?

Sergio Saavedra: Hay muchos centros que creen en nuestro planteamiento. Se los conoce con el nombre de ‘escuelas libres’. El problema que existe en España es que las escuelas deben someterse a una regulación demasiado rígida, compuesta por normas de ámbito estatal y autonómico que les obligan a ajustarse a unos currículos y métodos poco flexibles. Para muchos de nosotros esta rigidez es la principal razón de los malos resultados de la educación española en evaluaciones como PISA.

JMF: ¿Y no hay ninguna que sea realmente ‘libre’ con currículos y métodos abiertos?

Sergio Saavedra: Las escuelas libres, con métodos y currículos totalmente abiertos, a partir de primaria, sólo pueden establecerse en España con sujeción a legislación extranjera. Lo que obliga luego a acudir a procesos de homologación. Las escuelas sujetas a la normativa española deben pasar obligatoriamente por las leyes y decretos estatales y autonómicos sobre educación, los cuales marcan con precisión materias, aptitudes y habilidades a desarrollar en etapas concretas. Desgraciadamente, no se les permite ser flexibles, aunque algunas luchan desde dentro por romper ese modelo legal.

JMF: ¿Algún partido es receptivo a vuestras propuestas?

Sergio Saavedra: Llevamos muchos años hablando con todos los partidos. Todos son receptivos a nuestras propuestas y muchos nos han mostrado desde hace años su plena disposición a trabajar por el reconocimiento. Desafortunadamente, como todos sabemos, el clima de trabajo que se ha venido respirando hasta ahora en las comisiones de educación no ha sido el más adecuado para alcanzar consensos. Estoy convencido de que esto va a cambiar en un futuro muy cercano.

JMF: ¿Qué país tiene la legislación más adecuada a esta libertad?

Sergio Saavedra: En Reino Unido e Irlanda hay un sistema de libertad absoluta, con reconocimiento constitucional expreso en este último. Otros países, como Francia o Portugal son más restrictivos en su regulación exigiendo exámenes periódicos y cierta sujeción a currículos. Fuera de Europa, Estados Unidos y Canadá tienen una larga tradición en libertad educativa y en ellos la Educación en Casa está plenamente reconocida e incentivada desde hace casi medio siglo.

JMF: Habrá que copiar estos países entonces, muchas gracias Sergio y mucho ánimo la libertad vale siempre la pena.