La OCDE insta a España a subir la edad de jubilación mientras Japón ya plantea los 70 años

La OCDE insta a España a subir la edad de jubilación mientras Japón ya plantea los 70 añosLa OCDE considera positiva las reformas de las pensiones de 2011 y 2013, pero insuficientes para hacer frente a la mayor esperanza de vida.

El problema sobre la mayor esperanza de vida y las pensiones están en la mesa de todos los países desarrollados. Con unos sistemas públicos de pensiones insostenibles, los Estados se plantean subir la edad de jubilación, tal y como pide la OCDE a España, otros, como Japón, ya se plantean los 70 años desde los 65 actuales.

PUBLICIDAD

La OCDE ha recomendado a España una reforma de las pensiones que contemple jubilaciones más tardías y con más años cotizados.

El elevado endeudamiento público y el envejecimiento de la población son los dos factores que presionan el gasto y que la OCDE aconseja afrontar para garantizar la sostenibilidad de las finanzas públicas, de acuerdo con su “Estudio Económico España 2018”.

Respecto a la reforma de las pensiones, Calviño ha dicho que el debate está en el Pacto de Toledo y que la intención del Gobierno es promover los cambios con el máximo consenso político y social.

PUBLICIDAD

El estudio de la OCDE aconseja adecuar la edad de jubilación a la esperanza de vida, cotizar más años para acceder a la pensión completa, calcular la pensión con un periodo mayor de cotización, incentivar la compatibilización de trabajo y pensión, y promover los planes de pensiones de empresa.

El informe incide en que, incluso con las reformas de 2011 y 2013, las tasas de sustitución (porcentaje que supone la pensión respecto al último salario) para carreras profesionales completas se mantienen por encima de la media de la OCDE.

Japón plantea subir hasta los 70 años la edad de jubilación

El Gobierno japonés quiere subir la edad de jubilación de 65 a 70 años como parte de su estrategia para promover el crecimiento económico, según un borrador gubernamental al que tuvo acceso hoy la agencia local de noticias Kyodo.

La propuesta está recogida en un informe del comité responsable de la estrategia de crecimiento del Ejecutivo, que también pide que las empresas revelen la proporción de los grupos de edad de sus empleados para promover el empleo de trabajadores de mediana edad en las compañías, que tienden a contratar a jóvenes recién graduados.

PUBLICIDAD

Se espera que las iniciativas se debatan el próximo lunes en una reunión del Consejo de política económica y fiscal para que sirvan de base a la creación de un plan de acción de la Administración del primer ministro japonés, Shinzo Abe, para modernizar el sistema de seguridad social.

El ejecutivo planea mantener los 65 años como edad mínima para empezar a percibir pensiones públicas e introducir una nueva opción que permita a los trabajadores comenzar a recibirlas a los 70, detalló el citado medio.

El Gobierno japonés tendría previsto presentar el proyecto sobre el límite de la edad de jubilación en 2020 y estaría estudiando promocionar diferentes estilos de trabajo, como jornadas laborales de menos horas o teletrabajo.

También querría fomentar el empleo de personas de edad avanzada a través de la concesión de subvenciones y la creación de consejos especiales en municipios y empresas.

En torno al 28 % de la población japonesa o 35,57 millones de personas contaba con 65 o más años en Japón en septiembre, de los que casi tres cuartas partes tenían o superaban los 70, según datos del Ministerio japonés del Interior y Comunicaciones.

Se calcula que para 2040 unos 39 millones de personas superarán los 65 años en el país asiático.

INTERECONOMIA.COM es un medio de comunicación digital del Grupo Intereconomia 2017 ®