Adecco cree que la renta y el nivel profesional de los españoles no son acordes

Adecco cree que la renta y el nivel profesional de los españoles no son acordes

19 enero, 2016
|
Actualizado: 19 enero, 2016 0:00
|

España ocupa el puesto 36 de los 109 países analizados en el Índice Global de Competitividad del Talento (GTCI) elaborado por la empresa de recursos humanos Adecco, que destaca la relativamente baja capacitación profesional de los españoles pese a que el país cuenta con razonables niveles de renta.

Este año, España ha pasado de ocupar la posición 30 a la 36, aunque el estudio, realizado por Adecco en colaboración con la escuela de negocios Insead y el Human Capital Leadership Institute, incluía en la pasada edición sólo con 93 países.

El estudio, que se ha presentado hoy en Davos a pocas horas de que comience el Foro Económico Mundial, las primeras posiciones las ocupan, al igual que el año pasado, Singapur, Suiza y Luxemburgo, donde mayor es la correlación entre talento y prosperidad económica.

En ellos, señala el informe, la movilidad es «vital», hasta el punto de que una mayoría de empresarios de éxito es originaria del extranjero o se ha formado fuera, pero recala en estos tres países, destinos muy deseables para los trabajadores altamente cualificados.

Por lo que respecta a España, Adecco destaca la mayor flexibilidad que proporciona su diseño autonómico, al igual que ocurre en Alemania con los «länder» o en Suiza con los cantones; las regiones compiten entre sí para atraer y retener el talento.

Y, en concreto, el estudio resalta el caso especial del País Vasco, al que dedica un capítulo por haber conseguido atraer talento exterior, así como por haber puesto en marcha soluciones imaginativas que lo han situado entre las regiones líderes en Europa en la gestión del talento y de la competitividad.

El País Vasco ha aguantado mejor que el resto de España durante los peores años de la crisis, entre 2008 y 2015, en términos de empleo y de productividad, incluso siendo una región donde la gran mayoría de las empresas son de pequeño tamaño.

Entre otros logros, Adecco valora el grado de especialización que se ha conseguido en sectores como productos manufacturados, biotecnología y energía, pero también el esfuerzo para elevar el nivel educativo y profesional de toda la población, de modo que cada vez mayor número de personas obtenga grados universitarios.

En el futuro inmediato, hasta 2020, Adecco estima que habrá incluso un superávit de licenciados y personal altamente cualificado en el País Vasco, al menos hasta 2017, y a partir de 2018 volverá a haber una gran demanda.

Ya en términos globales, el estudio de Adecco muestra cómo en los diez primeros clasificados -Singapur, Suiza, Luxemburgo, Estados Unidos, Dinamarca, Suecia, Reino Unido, Noruega, Canadá y Finlandia-, se ha hecho frente a los nuevos flujos migratorios con políticas y estrategias a largo plazo con la vista puesta en el bienestar futuro de la población.

Son los buenos profesionales los que se dirigen allí donde su talento es reconocido, es decir, es la gente la que se mueve y no al revés; de ahí que algunos países hayan comenzado a atraer talento recientemente, como es el caso de China, Corea del Sur, Filipinas, Vietnam, Malta, Eslovenia, Chipre, Moldavia, Turquía, Jordania, Túnez o Panamá.

El empleo tal y como lo conocemos está destinado a desaparecer, con trabajadores poco cualificados que han comenzado a ser sustituidos por robots, empleados que trabajan desde casa para distintas empresas y otros que deben emigrar para encontrar un empleo acorde con su capacidad.

Así mismo, en un mundo donde «circula» el talento, las ciudades y las regiones serán fundamentales para competir de forma global, por su mayor agilidad y por la diferenciación y las soluciones imaginativas que ofrecen. 

Noticias Relacionadas: