La socimi Elix Vintage (KKR), Bidco Palex y Zank se van de Cataluña

La socimi Elix Vintage (KKR), Bidco Palex y Zank se van de Cataluña

17 enero, 2018
|
Actualizado: 17 enero, 2018 11:32
|

El goteo incesante de empresas que continúan haciendo las maletas para huír de Cataluña prosigue. En la jornada de constitución del Parlamento catalán, donde los independentistas tienen mayoría, se ha publicado un nuevo reguero de empresas.
Entre ellas, destacan la sociedad cotizada de inversión inmobiliaria (socimi) Elix Vintage Residencial, el grupo empresarial Bidco Palex o la financiera Zank. Todas ellas recalan en Madrid, principal destino de las más de 3.300 empresas que se han marchado de la región desde el referéndum ilegal del 1-O.
El pasado año, el fondo estadounidense KKR y un grupo de inversores encabezados por Altamar Capital Partners y Deutsche Finance Group se unieron a la inmobiliaria Elix para crear la socimi Elix Vintage, que prevé invertir 100 millones de euros en el sector residencial en España.
La firma, que hasta ahora tenía su domicilio social en Barcelona, lo ha movido a la calle Velázquez de Madrid, ciudad en la que también se ha instalado el grupo Bidco Palex, dedicado a la compraventa, fabricación, importación, exportación, promoción, comercialización, venta y distribución de productos clínicos y farmacéuticos.
Otra de las empresas que en los últimos días se ha llevado su sede social de Cataluña es Totseriman, concretamente desde Mataró (Barcelona) hasta el Paseo de la Castellana de Madrid, según consta en el último Boletín Oficial del Registro Mercantil (BORME).
Totseriman es un grupo empresarial fundado en 1990 que se dedica a ofrecer servicios de limpieza integral, auxiliares, mantenimiento integral y suministros industriales y que ya contaba con oficinas en Madrid.
También la textil Napoli de Sabadell (Barcelona), la empresa de transportes Negot Trafic, la firma de cosmética Adrieste o la plataforma Zank, que facilita préstamos entre particulares, se han mudado a Madrid.
Desde el referéndum ilegal del pasado 1 de octubre, ya son más de 3.200 las compañías catalanas que se han llevado sus domicilios sociales a otras autonomías, especialmente a la Comunidad de Madrid, según datos del Colegio de Registradores.

Noticias Relacionadas: