Telefónica, multada con 100.000 euros por publicidad engañosa en Movistar Fusión

Telefónica, multada con 100.000 euros por publicidad engañosa en Movistar Fusión

27 junio, 2017
|
Actualizado: 27 junio, 2017 10:50
|

Telefónica tendrá que hacer frente a una multa de 100.000 euros por llevar a publicidad engañosa en su campaña de paquetes «Movistar Fusión».

En una resolución firme hecha pública este martes, el Instituto de Consumo del País Vasco ha explicado que la sanción se impone a esta empresa de telefonía por publicitar sus paquetes «Movistar Fusión» con precios finales y, posteriormente, incrementarlos en más de una ocasión de manera «injustificada y unilateral». En los últimos meses, Telefónica ha llevado a cabo incrementos de tarifas en los paquetes de Movistar Fusión.

El escrito de Kontsumobide señala que esta conducta está tipificada en el artículo 50.4.c de la Ley de Personas Consumidoras y Usuarias. En este artículo se señala que constituyen infracciones por defectuosa o incorrecta prestación de servicios las relacionadas con el incumplimiento del deber de «veracidad informativa o publicitaria en la venta de bienes y productos o en la prestación de servicios, de manera que se les atribuyan calidades, características, resultados o condiciones de adquisición, uso o devolución que difieran de los que realmente posean o puedan obtenerse».

También señala que se considera una infracción «toda la publicidad que de cualquier forma induzca o pueda inducir a error, así como aquella que silencie datos fundamentales que impidan conocer las verdaderas características o naturaleza del producto o servicio».

Desde 2016 Telefónica ha incrementado las tarifas de Movistar Fusión. La última fue en abril tras haberlas subido en febrero y a finales del pasado año. La subida en este 2017 es de 10 euros al mes, es decir, 120 euros anuales.

Telefónica, asfixiada por las deudas, decidió realizar estas medidas tras conseguir 1.275 millones de euros por la venta del 40% de Telxius para atajar una deuda de 48.600 millones y fracasa estrepitosamente en los mercados de Alemania y Reino Unido. De nuevo fueron los clientes quienes pagaron esta mala gestión y estrategia llevada a cabo por la anterior cúpula, presidida por César Alierta.

Noticias Relacionadas: