PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Podemos: ‘Exigimos el fin de las procesiones porque ofenden a nuestros hermanos musulmanes’

España entera se vuelca estos días con la Semana Sanat. No hya pueblño que no salga cons sus procesiones a la calle, pero, mientras tanto, la izquierda ya no sabe que hacer con estra tradicional celebración católica. Y es que desde quere prohibir al Ejercito a que participe de los actos liturgicos hasta negar subvenciones a la cofradias o incluso llegar a pedir la prohibición de las procesiones de Semana Santa han hecho de toco contra la religión católica y sus seguidores. No así contra la musulmana.

PUBLICIDAD

La última de ellas ha sido la protagonizada por un círculo de Podemos, esos que se dejan la piel por el partido, según el propio Pablo Iglesias y que han contribuido de forma clara al éxito de la formación populista en las últimas eleccioners. «Exigimos el fin de las procesiones. Son actos que atrasan nuestra sociedad y ofenden a nuestros hermanos musulmanes» – @Podemos_Vindel, un círculo de Podemos de un municipio de Cuenca, según informa Medietrráneo Digital.

La idea de suspender las procesiones cristianas o cualquier celebración emanada desde los fastos de Semana Santa, no es nueva. Los autobautizados como ‘Ayuntamientos del cambio’ lo han intentado como prioridad, en todos y cada uno de los consistorios que controlan desde mayo de 2015 a lo largo y ancho de nuestra geografía nacional, añade el citado medio.

Sin embargo, si es la primera manifestación clara en la que un círculo de Podemos abandona en público su aparente laicismo institucional y se posiciona, abiertamente, a favor del Islam. Piden suspender las procesiones, no por tratarse de un símbolo cristiano en un Estado aconfensional, su discurso político habitual, sino porque su simple existencia «molesta y ofende a nuestros hermanos musulmanes». 

PUBLICIDAD

Sin ir más lejos, recuerda Mediterráneo Digital, nada menos que el Ayuntamiento de Madrid, controlado por el equipo de la exjueza Manuela Carmena, marca blanca de Podemos en la capital, ya ha anunciado que este año dedicará la misma partida presupuestaria (150.000 euros) tanto a la celebración de la Semana Santa como a la Fiesta musulmana del Ramadán. Por si quedaban dudas. Un hecho inaudito en toda la historia de nuestro país.