Mañueco defiende su «decisión» ante la tercera ola y Tudanca exige que «refuerce la sanidad»

Mañueco defiende su «decisión» ante la tercera ola y Tudanca exige que «refuerce la sanidad»

El presidente vuelve a reclamar "instrumentos jurídicos" y la oposición habla de "circo y esperpento"
05 febrero, 2021
|
Actualizado: 05 febrero, 2021 12:30
|
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, defendió que ha actuado “con decisión” para afrontar la pandemia del COVID-19, proteger la salud y la vida y reducir posible impacto en la economía. “Nos hubiese gustado contar con más instrumentos jurídicos”, dijo para actuar con más “eficacia” y precisión en zonas con más incidencia, y “bajo el liderazgo” del Gobierno de España.

Fernández Mañueco, que compareció por quinta vez en las Cortes para informar sobre la situación del COVID-19 en la tercera ola, aprovechó para reclamar al Gobierno un incremento del suministro de vacunas contra el COVID-19 y un calendario con garantías para planificar la administración, si bien destacó el buen ritmo con que vacuna la Comunidad.

En cualquier caso, el presidente de la Junta defendió que han actuado con “lealtad” en el marco disponible y atendiendo las recomendaciones del comité de expertos, tras una subida “vertiginosa”, en pared, que llegó a multiplicar por 12 la incidencia. Además, destacó el incremento de las pruebas diagnósticas, el rastreo y las medidas de aislamiento, mientras se avanza en la vacunación.

También el presidente destacó la prevención y anticipación con las pruebas masivas, más de 253.000, que destacó han permitido romper 2.771 cadenas de transmisión, al tiempo que remarcó el rastreo y las 51.800 inspecciones, con 51.700 expedientes sancionadores abiertos.

Mañueco recordó que ha pasado casi un año con este virus cruel, que se ha llevado a seres queridos y que ha generado “dolor” por las personas enfermas y afectadas por la pandemia. Además, dedicó palabras de agradecimiento a los profesionales sanitarios que protegen la vida y la salud de todos.

Por su parte, el portavoz del Grupo Socialista en las Cortes, Luis Tudanca, reclamó hoy al presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, que deje de mentir y presentarse como el “salvador” con sus medidas para combatir la tercera ola del COVID-19, tras un mes de enero “fatídico”. “No nos salve más”, dijo después de que le recordara sus palabras sobre la Navidad o la protección a la economía de Castilla y León.

Tudanca en su réplica en las Cortes al presidente de la Junta, que informó sobre la situación del COVID-19 en la tercera ola y las últimas medidas adoptadas, acusó a Fernández Mañueco de acudir a la cámara para hacer oposición al Gobierno y lo acuso de mentir y engañar. “Mentimos todos o miente usted, la conclusión es evidente”, sentenció.

En ese sentido, el líder socialista consideró que el Ejecutivo se ha convertido en un “esperpento” y en un “circo”, a su juicio, sin gracia tras intentar el vicepresidente Francisco Igea paralizar una cabalgata o justificar el adelanto del toque de queda con el argumento del ocaso. Lo último, dijo, son las palabras del Fernández Mañueco que asegura que era el Gobierno de España.

“¿Ustedes están bien?”, se preguntó Luis Tudanca quien planteó que no le extraña que en el PP renuncien a su partido tras escuchar las acusaciones del extesorero Luis Bárcenas. Así, le planteó si ahora él es el “sanchista”, al erigirse en el Gobierno de España por delegación del estado de alarma.

Por ello, Luis Tudanca le pidió que no salve más a la Comunidad, porque Castilla y León dijo ha conseguido el éxito convertirse en el “epicentro de la pandemia”. El socialista puso en duda el efecto del adelanto del toque de queda a las 20 horas, porque señaló que diez comunidades han presentado una “mejor evolución” que Castilla y León. “No ha sido una panacea”, dijo en virtud del peso de los contagios sobre el total nacional. Además, añadió que ocho comunidades han bajado más desde entonces. “No mienta”, agregó.

Insistió en que no hubiera sido necesario que les mintiera sobre ello a él, a los alcaldes, presidentes de Diputación y al Gobierno. Aseguró que no se puede gobernar sin tener palabra y pedir responsabilidad a la sociedad y ser un “irresponsable”. Además, le recordó los incumplimientos sobre el Plan de Recuperación, el “decretazo” para los sanitarios, las 35 horas o los acuerdos del Diálogo Social.

También recordó que siguen cerrados los consultorios, la atención a las patologías no COVID o la falta de profesionales de pediatría o enfermería. “No vamos a dejar de luchar por la gente de esta tierra”, dijo.

Finalmente, Luis Tudanca declaró que se necesita “consenso”, “diálogo” y cumplir palabra dada. “Mi único objetivo es luchar contra la pandemia”, dijo y exigió una mejor sanidad y ayudas para familias, trabajadores y empresas. “Esta es mi manera de entender política y defender Castilla y León”, concluyó.

En esta noticia se habla de:
Noticias Relacionadas:
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD