El riesgo de crisis se minimiza involucrando a las comunidades, según FIDA

El riesgo de crisis se minimiza involucrando a las comunidades, según FIDA

20 mayo, 2016
|
Actualizado: 20 mayo, 2016 0:00
|

Roma, 20 may.- El riesgo de una mala gestión de los recursos naturales y de posibles crisis se reduce involucrando a las comunidades, afirmó hoy a Efe la vicepresidenta adjunta del Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola (FIDA) de la ONU, Josefina Stubbs.

Antes de partir hacia Estambul, donde participará en la Cumbre Mundial Humanitaria que se celebra los próximos días 23 y 24, la responsable, de nacionalidad dominicana, destacó que se necesita una respuesta a corto plazo frente a las crisis humanitarias, pero también pensar en el desarrollo a largo plazo.

«Necesitamos hacer más para que las comunidades sean más resilientes y puedan resistir no solo a situaciones de estrés y conflicto, sino también al cambio climático», afirmó Stubbs.

A su juicio, «la única forma de reducir el riesgo de una mala gestión de los recursos naturales es involucrando a las comunidades, que los usan de forma sostenible porque de ellos depende su vida».

Citó el caso de indígenas en la India que están creando santuarios de peces en los ríos para garantizar su sustento y la conservación del medioambiente, o las experiencias alternativas para el cultivo de patata y quinua que en Perú han permitido evitar la erosión del suelo y se han traducido en políticas nacionales.

También sirve la transferencia de conocimientos para, por ejemplo, trabajar en la reconstrucción posterior a los conflictos como la que están llevando a cabo comunidades de Colombia, Burundi o Sri Lanka.

La vicepresidenta alertó, no obstante, del peligro que representan los actores públicos y privados que ven los recursos desde una mentalidad «extractiva» y excluyen a las comunidades, lo que deriva en casos de sobreexplotación.

De cara a la cumbre de Estambul, mostró su confianza en que esta cita «marque la diferencia» en la solución de los asuntos humanitarios, que es «responsabilidad de todos».

«Espero que los responsables políticos presentes en esa cumbre pongan el foco en la gente y no en la política», señaló Stubbs.

También pidió a los que toman las decisiones que respeten las normas internacionales para la protección del personal humanitario, después de que la ONG Médicos Sin Fronteras haya renunciado a participar en la cumbre al considerar que no ayudará a responder a las necesidades masivas.

Para Stubbs, la ONU -que organiza el encuentro- trabaja para asegurar que los gobiernos, la sociedad civil, el sector privado y demás actores dialoguen entre ellos en un mundo globalizado.

Subrayó que también reporta y comprueba a nivel mundial el grado de cumplimiento de los gobiernos que han realizado promesas, como las incluidas en la agenda de los Objetivos de Desarrollo Sostenible para 2030 o el acuerdo de París contra el cambio climático.

«Necesitamos lo mismo con los asuntos humanitarios y marcar qué logros vamos a hacer. Necesitamos más de los gobiernos para implementarlos y no dejar a nadie atrás en una situación de crisis humanitaria», remarcó la responsable del FIDA, que insistió en la importancia del desarrollo rural para lograr paz y estabilidad.

Según cifras de la ONU, el mundo vive cifras de sufrimiento humano sin precedentes desde la Segunda Guerra Mundial, con unos 125 millones de personas necesitadas de ayuda humanitaria, más de 60 millones de desplazados y más de 200 millones de afectados cada año por desastres. EFE

Noticias Relacionadas: