Tudanca acusa a Mañueco e Igea de usar «la confrontación para tapar sus errores»

Tudanca acusa a Mañueco e Igea de usar «la confrontación para tapar sus errores»

El secretario general del PSCL-PSOE se reúne con sectores afectados por las restricciones
18 enero, 2021
|
Actualizado: 18 enero, 2021 17:07
|
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

El secretario general del PSOECyL y portavoz en las Cortes, Luis Tudanca, acusó hoy directamente al presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, y al vicepresidente, Francisco Igea, de “preferir la vía unilateral de confrontación para que el ruido tape sus errores y su incompetencia” en la gestión de la pandemia, en el marco de la polémica suscitada por el adelanto del toque de queda a las 20 horas. “Llaman a la sublevación y a romper las leyes”, afirmó. Por ello, registró hoy en las Cortes la petición de los informes jurídicos que avalen esta decisión, para que los “hagan públicos”. “Si no lo hacen demostrarán que es una excusa, una estrategia”, justificó Tudanca, quien a pesar de ello llamó a ciudadanos a ser “más responsables” que los dirigentes del Gobierno regional y a cumplir este toque de queda de forma “escrupulosa” mientras esté en vigor.

Tudanca, quien hoy se reunió de forma telemática con representantes del sector de la hostelería, del comercio y de las instalaciones deportivas, que actualmente sufren las principales restricciones para evitar la propagación del COVID-19, entendió que ante la “incidencia desbocada” de la pandemia “hagan falta medidas”, pero no que “se busque el conflicto, sin diálogo y sin participación”. Así, insistió que en que Castilla y León debe conocer los informes que avalan “una decisión discutible desde el punto de vista jurídico y que hoy mismo se está dirimiendo en el Tribunal Supremo”.

“Queremos saberlo, porque estarán firmados y justificados”, apuntó el líder socialista, quien lo achacó a una “maniobra deliberadamente planificada y a traición”, ya que lo ocultó al resto de miembros del Consejo de Gobierno, pero también “con mentiras a los grupos parlamentarios, a los ayuntamientos y al Ejecutivo central, al que le dijo en una comunicación previa que valoraba un cambio dentro del decreto, pero no fuera de la horquilla del mismo”. “Queremos saber también la fecha de estos informes, porque será la demostración de que lo valoraron antes de que nos lo contaran”, incidió.

Tudanca invitó a la Junta a recuperar la “cordura” y reconoció que “jamás” pensó que en que Mañueco e Igea “se declararan en rebeldía” y que una tierra “poco dada a alharacas y desórdenes fuera la primera a llamar a la sublevación, igual que han hecho otras comunidades por otras causas”. “Nunca pensé que se comportaran como Ayuso en Madrid, de la que por cierto acaba de recibir grandes palabras. Los castellanos y leoneses no quieren que su presidente se comporte como ella”, instó el socialista.

También advirtió al Ejecutivo autonómico que si esta decisión lo “hacen para salvar vidas, ¿antes qué hacían?” A su juicio, “ahora se hacen los héroes, cuando en noviembre fue Mañueco el que habló de salvar la Navidad y Castilla y León fue de comunidades con las medidas más laxas”. “Pudieron tomar antes medidas sin forzar las leyes, ¿porque no lo hicieron?”, cuestionó, para recordar que en dos semanas, desde el 1 de enero, “han cambiado tres veces de idea”.

Por ello, enumeró algunas de las medidas que, a su juicio, son necesarias “si lo más importante es salvar vidas”, como es “poner medios para que la vacunación no sea un desastre en Segovia; reforzar la Sanidad; que los sanitarios tengan condiciones dignas y no imponérselas con un ‘decretazo’; abrir los consultorios rurales; reforzar las residencias y hacer caso a los padres que pedían la jornada continua en los colegios”. También, afeó que este domingo se registraras colas “de horas” para hacer un cribado de test de antígenos de segunda generación en Tordesillas. Pero sobre todo, dijo, “se podían haber tomado medidas antes, el día 6 de enero”, cuando la consejera de Sanidad, Verónica Casado, “advirtió de la dramática situación que se avecinaba”. “Todo eso es salvar vidas, no saltarse la ley”, sentenció, para calificar al presidente y vicepresidente de “irresponsables, mientras piden responsabilidad a la gente”.

Y ante la “tentación de buscar excusas” en el caso de que las cifras de contagios no mejoren en las próximas semanas, Tudanca advirtió a la Junta que no aceptará el uso del recurso del Gobierno, porque “no impide la vigencia y aplicación de la medida”. En este sentido, rogó a Mañueco e Igea que regresen a la “lealtad” que el PSOE tendió desde el inició de la pandemia y que colocó a la comunidad como “ejemplo” nacional.

Tudanca aprovechó para posicionarse en torno a la posibilidad de adelantar el toque de queda más allá de lo establecido por el decreto de alarma. Así, el líder socialista no cuestionó “el fondo” de la medida si “es discutida y por acuerdo” en el Consejo Interterritorial de Salud, “porque se está hablando de restricción de derechos fundamentales”. “Lo que ocurre es que sabemos que teniendo la decisión tomada, la Junta la ocultó”, expresó.

Insistió en que “nadie se cierra a la posibilidad de que, si la lucha contra la pandemia necesita adaptar el decreto, que se haga”, motivo por el reiteró que hubiera preferido el “acuerdo” en la Interterritorial “antes de imponerlo”. Como ejemplo, citó que Andalucía lo pidió, “pero no se ha sublevado”. “Supongo que las comunidades no querrán que haya una nueva ‘ayusada’”, planteó.

Como jefe de la oposición anunció que su formación “no contribuirá a la ceremonia de la confusión propiciada por la Junta, porque no ayuda el conflicto entre fuerzas políticas y territorios”.

Igualmente, respondió a Mañueco, que en las últimas horas destacó que los castellanos y leoneses han respaldado la medida al acatar el toque de queda a las 20 horas. “Me parece que el PP cuando se celebraran manifestaciones se justificaba hablando de la mayoría silenciosa…”, insinuó, para recordar que los ciudadanos de esta Comunidad “son gente de bien y de orden y respeta las leyes, muy por encima de la Junta, que solo busca tapar su incompetencia”.

Sobre las competencias, señaló que el Gobierno “no ha dejado de tener las riendas, sino que hay una cogobernanza dentro del actual marco normativo, fruto de una modificación del decreto de alarma, de su marco jurídico, que se cambió porque el PP, y no hace tanto de ello, acusaba al Gobierno de la vulneración sistemática de los derechos y poco más de la llegada de una dictadura”. “Estos mismos, saltándose cualquier instrumento legal ahora, imponen el toque de queda a las 20 horas con mucha confusión y dudas jurídicas; y perjudicando a los ciudadanos que no saben cómo actuar y no se merecen esto”. En este sentido, añadió que aún está esperando la posición del presidente del PP, Pablo Casado, sobre las medidas de Mañueco.

En el marco de la reunión mantenida hoy, Tudanca conversó con los sectores que “sufren golpe tras golpe desde hace demasiados meses”. En este punto, exigió de nuevo a la Junta un paquete de ayudas “urgente” para los afectados por las restricciones de actividad que “se acumulan a las vigentes”. Así, justificó que “lo primero es proteger la salud de las personas”, pero entendió que las medidas aprobadas por el Gobierno autonómico “deben ir acompañadas siempre por ayudas que impidan que, una vez acabada la batalla contra la pandemia, los negocios tengan que cerrar definitivamente”.

Tudanca no solo pidió respaldo económico para estos sectores a la Junta, sino al Gobierno central y los ayuntamientos, que “hagan un mayor esfuerzo en 2021” con los nuevos presupuestos. Recordó que en Castilla y León solo el Gobierno ha pagado mil millones de euros en ERTE y otros 245 a autónomos en prestaciones por el cierre de actividad. Ante esta situación, que “ya era dramática”, se ha sumado el “caos generado por las decisiones de Mañueco e Igea”. “Somos la Comunidad más restrictiva y a la vez la que menos ayuda les da a los perjudicados”, esgrimió Tudanca mientras mostró un gráfico por regiones, en el que Castilla y León figuraba la penúltima en apoyo económico. “Eso no puede ser y no nos lo podemos permitir, con un tejido económico tan frágil, sensible y pequeño”, precisó, para concluir que “lo fácil es prohibir, pero lo difícil es consensuar, planificar medidas y conseguir recursos que otras administraciones están dando”.

.
En esta noticia se habla de:
Noticias Relacionadas:
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD