Cuatro ‘chicharros’ de la Bolsa con potencial de subida para el verano

Cuatro ‘chicharros’ de la Bolsa con potencial de subida para el veranoLa Bolsa Española./EFE

En la jerga bursátil se denomina coloquialmente ‘chicharro’ a las empresas con un valor por acción inferior a un euro, con pocas acciones y muy baja capitalización. Estas empresas cotizan generalmente en el Mercado Continuo y han atravesado (o atraviesan) dificultades económicas.

PUBLICIDAD

Los chicharros están dando ya sus avisos, y es que cuando estas empresas “florecen” el mercado caerá en un futuro no muy lejano. Al ser empresas con poca capitalización y pocas acciones, los especuladores tratan de ganar un buen sustento vendiendo y comprando en el mercado. Con estas empresas se puede ganar mucho, pero cuidado, también se puede perder todo el dinero invertido.

Al ser empresas que cotizan por debajo de un euro, el movimiento de un céntimo puede generar subidas fuertes. De esta forma, si una cotizada marca un precio de 0,1 euros y sube a 0,2, la ganancia para el accionista es del 100%, pero la pérdida alcanzaría el 50% en caso de caer de 0,2 a 0,1 euros, un fuerte recorte que no muchos inversores están dispuestos a asumir.

La liquidez de estas empresas suele escasear en el mercado, por tanto mover unas pocas acciones puede registrar movimientos bruscos, tanto para el lado positivo como para el negativo.

PUBLICIDAD

Estas empresas son justo lo contrario de las llamadas ‘blue chips’, las cinco mayores empresas capitalizadas del IBEX 35, cuya liquidez es enorme, y por tanto su precio es muy difícil de manipular. Estas empresas cuentan con inversores institucionales muy fuertes y suelen repartir jugosos dividendos. Por contra, los chicharros no gozan del prestigio de las anteriormente mencionadas y no suelen entrar ni en carteras de fondos nacionales, aunque suelen ser las grandes estrellas y estrelladas del año, es decir, las empresas que han ofrecido una gran revalorización, o por contra han protagonizado las caídas más bruscas.

Entre estas empresas se encuentran varias cotizadas que despiertan un gran interés por los accionistas pequeños

Entre estas empresas se encuentran varias cotizadas que despiertan un gran interés por los accionistas pequeños. Pescanova, Catenón, Inipsa, Natra, Dogi, Amper, Sniace… Todas ellas tienen una larga historia detrás, numerosas de ellas han cambiado su nombre original, como Pharmamar, que antes se llamaba Zeltia. Aparecen en casi todos los sectores cotizados en la Bolsa española, desde constructoras a renovables, pasando por inmobiliarias e industriales.

Con todo ello, Meigatrader, premio del Público a la mejor tuitera en Bolsalia 2014, ha aconsejado a los potenciales inversores no usar todo el capital para invertiren los chicharros, aunque tampoco hay que estar al margen, ya que pueden presentar oportunidades y hay que estar dispuesto a operar en algún momento en estas empresas.

Eso sí, en caso de comprar, hay que invertir una parte ínfima del capital total, teniendo en cuenta que si se pierde todo el montante no influya en la vida financiera del accionista. Es decir, invertir si solo sobra el dinero, sin cometer errores tales como pedir prestado, ponerlo todo en la misma cesta y alejarse lo más posible de los cantos de sirena de la Bolsa, porque puede que estemos escuchando el rugido de una gran catarata. Se trata de empresas para permanecer un tiempo, obtener una ganancia y olvidarse del valor hasta otra ocasión, recordando que ganancias pasadas no auguran beneficios futuros.

PUBLICIDAD

Para tratar de sacar algún euro extra con estos valores para las vacaciones de verano, Meigatrader se fija en Pharmamar, Deóleo, Adveo e Inypsa

Pharmamar.- La antigua Zeltia, dedicada a la investigación de medicamentos basado en elementos marinos, es un valor que se mueve a base de rumores e informaciones. Sus subidas en Bolsa se deben principalmente a comunicados a la CNMV, como la superación de fases en los ensayos clínicos, pero también cae de forma abrupta si sucede lo contrario.

Gráfico diario de Pharmamar. Fuente: Meigatrader

Ahora hay que esperar al último trimestre del año los datos finales del ensayo clínico de fase III para el tratamiento del ojo seco, el Tivanisirán. En este sentido, señala que la compra estaría por debajo de los 1,47 euros por acción, con un stop si pierde el 1,4 a cierre semanal. El objetivo de esta inversión serían los 1,66 euros y los 1,87 euros. En caso de superar esta segunda cota, el stop se colocaría en los 1,87 y se dejaría correr la ganancia ajustando de nuevo los stops.

Inypsa. “Es casi un casino”, y está en plena fusión con Carbures. La compra se sitúa en la zona del 0,145, con un stop en cierre semanal en los 0,115 euros. El objetivo es casi duplicar la inversión en una primera parada: los 0,21 euros, y los siguientes alcanzarían los 0,28, 0,37 y 0,57. Una vez se llega a los objetivos se realizan ventas parciales de la compañía.

Gráfico mensual de Inypsa. Fuente: Meigatrader

Deóleo.- El grupo de alimentación presenta compra por debajo de los 0,1750 euros, con un stop en los 0,15 euros si los pierde en cierre semanal. El objetivo se situaría en los 0,2 – 0,21 – 0,2240 – 0,24.

Gráfico semanal de Deóleo. Fuente: Meigatrader

Adveo.- La compra se sitúa por debajo de los 1,5 euros por acción, con un stop en los 1,3 si los pierde a cierre semanal. El objetivo se encontraría en los 1,94, 2,1, 2,3 y 3 euros.

Gráfico semanal de Adveo. Fuente: Meigatrader

INTERECONOMIA.COM es un medio de comunicación digital del Grupo Intereconomia 2017 ®