Otro regalo de Sánchez a Torra: 113 millones de euros para arreglar carreteras

Otro regalo de Sánchez a Torra: 113 millones de euros para arreglar carreterasEl presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el independentista Quim Torra. EFE/Toni Albir

El Consejo de Ministros ha autorizado hoy la licitación de contratos para conservación y explotación en carreteras del Estado en Cataluña por más de 85,3 millones de euros, más otros 27,5 millones añadidos para acondicionar el trazado de la N-II entre Tordera (Barcelona) y Maçanet de la Selva (Gerona), según información facilitada por el Gobierno.

PUBLICIDAD

El Consejo de Ministros, celebrado en Barcelona, ha autorizado la celebración de cuatro contratos de servicios para la ejecución de diversas operaciones de conservación y explotación en carreteras del Estado en sectores de las provincias de Barcelona, Girona, Lleida y Tarragona por un valor de 85,31 millones de euros.

Estos contratos tienen el objetivo de realizar los trabajos de servicios de comunicaciones, servicios de vigilancia, atención a accidentes, mantenimiento de los elementos de la carretera, mantenimiento sistemático de las instalaciones de suministro de energía eléctrica, alumbrado, señalización variable y colocación de semáforos.

Además, se incluyen las labores de establecimiento de inventarios y reconocimientos de estado, funcionamiento de la carretera, programación, coordinación, seguimiento e información de la ejecución de los trabajos, actuaciones de apoyo a la explotación, estudios de accidentalidad e informes de seguridad vial.

PUBLICIDAD

También se realizarán los trabajos de desbroce, fresados y reposición del firme, limpieza de cunetas y, en general, todas las labores de conservación ordinaria de las vías a su cargo.

El otro acuerdo alcanzado es el relativo a la licitación del contrato de obras para acondicionar la N-II entre Tordera y Maçanet de la Selva, por un importe de 27,5 millones de euros

Una actuación que afecta a 7,3 kilómetros y que forma parte del Plan N-II, diseñado para mejorar la seguridad de esta carretera, con la rectificación de curvas para conseguir una velocidad de 80 kilómetros por hora, la remodelación de las intersecciones existentes y la adaptación de las vías y caminos de servicio para garantizar la accesibilidad a los diferentes núcleos de población y propiedades colindantes.

PUBLICIDAD