Programas del sabado
Las plusvalías salvan el resultado de Enagás
Arturo Gonzalo, consejero delgado de Enagás.

Las plusvalías salvan el resultado de Enagás

El beneficio neto crece el 15%, pero los ingresos totales caen un 1% y el resultado bruto de explotación (ebitda) descendió un 9,7 % hasta septiembre
25 octubre, 2022
|
Actualizado: 26 octubre, 2022 1:05
|
En esta noticia se habla de:
PUBLICIDAD

 Enagás obtuvo un beneficio neto en los nueve primeros meses del año de 353,4 millones, un 15 % más que en el mismo periodo de 2021, gracias a las plusvalías generadas por ventas como la del 45,4 % de GNL Quintero o la entrada del Fondo Hy24 en el capital de Enagás Renovable con una participación inicial del 30 %.

Según ha informado este martes el gestor del sistema gasista y transportista a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), el resultado está en línea para alcanzar el objetivo anual de beneficio neto, de entre 380 y 390 millones de euros.

Los ingresos totales ascendieron a 714,9 millones de euros hasta septiembre, un 1 % menos que en el mismo periodo de 2021, y el resultado bruto de explotación (ebitda) descendió un 9,7 %, hasta los 605,1 millones de euros.

Enagás cerró en julio la venta de su participación del 45,4 % en la sociedad de la regasificadora chilena GNL Quintero, lo que le generó una plusvalía bruta de 249 millones de euros.

En el mismo mes, también cerró la entrada del fondo Hy24, a través de Clean H2 Infra Fund, en el capital de Enagás Renovable, como socio financiero, con una participación inicial del 30 %, que le generó una plusvalía de 50,4 millones de euros.

Aunque estos resultados aún no recogen el impacto, Enagás, dentro de su programa de rotación de activos, cerró el pasado 19 de octubre la venta de un 5 % de Enagás Renovable a la empresa pública Navantia, tras la cual Enagás mantiene un 60 % en su filial renovable.

En cuanto a los ingresos, los regulados ascendieron a 701,5 millones de euros, un 0,4 % menos que en los nueve primeros meses de 2021, debido a la aplicación del nuevo marco regulatorio 2021-2026, aunque el impacto se ha visto compensado por la remuneración de los gastos auditados, de alrededor de 30 millones.

La mayor caída se produce en otros ingresos de explotación, que descienden un 26,2 %, hasta los 13,4 millones de euros.

IMPACTO DE LA INFLACIÓN EN LOS GASTOS

Los gastos operativos de Enagás, que ha intensificado su plan de eficiencia para minimizar el impacto de la inflación en los costes gestionables de la compañía, ascendieron en los nueve primeros meses del año a 263,6 millones de euros, un 22,1 % más.

Dentro de los gastos, los de personal se incrementaron un 10,5 %, hasta los 105,6 millones de euros, por desvinculaciones de la compañía, con un efecto de unos 10 millones.

Los otros gastos de explotación, que recogen el incremento de los costes auditados por 30 millones, principalmente por los costes de electricidad y CO2, crecen un 31,2 %, hasta los 158 millones de euros.

Según Enagás, si se excluyen los efectos habidos, los gastos operativos normalizados aumentarían un 3,5 %, por debajo de la inflación.

La contribución de las sociedades participadas ha sido de 153,9 millones, un 6,1 % menos que en el mismo periodo del año anterior, a pesar del buen comportamiento de la Transportadora de Gas del Perú (TGP) y el gasoducto transadriático TAP.

Los flujos de caja de las operaciones (FFO) ascendían a 30 de septiembre a 507,8 millones de euros, cifra que incluye los dividendos de las sociedades participadas, que a esa fecha ascendían a 118,8 millones de euros, un 3,5 % más que un año antes.

En el primer trimestre de 2021, la contribución de la participada estadounidense Tallgrass incluía un resultado no recurrente de 9 millones de euros por la ola de frío extremo que hubo en febrero y que tuvo un impacto positivo en la contratación de sus infraestructuras.

El resultado financiero de Enagás a 30 de septiembre ascendía a 104,5 millones, incluidas las plusvalías por la venta del 45,4 % de GNL Quintero y del 30 % de Enagás Renovable a Hy24, así como el impacto negativo del deterioro de la inversión en Tallgrass Energy por importe de 133,8 millones de euros.

La inversión neta de Enagás en los nueve primeros meses del año fue de 585,4 millones de euros y la compañía redujo su deuda neta desde 4.277 millones de euros en diciembre de 2021 hasta 3.583 millones en septiembre de este año (un 16 % menos).

El coste financiero de la deuda se situó en un 1,7 %, igual que al finalizar diciembre, y más de un 80 % de la deuda está a tipo fijo, lo que permite mitigar las subidas de los tipos de interés.

El ratio de deuda neta/ebitda pasó de 5,1 veces al finalizar diciembre a 4,5 veces a 30 de septiembre de 2022, y la liquidez de la compañía ascendía a 3.632 millones de euros al cierre del tercer trimestre.

Noticias Relacionadas: