Programas del domingo
Menos facturación e inversión, incertidumbre política y falta de mano de obra en las empresas españolas, según el BdE

Menos facturación e inversión, incertidumbre política y falta de mano de obra en las empresas españolas, según el BdE

11 marzo, 2024
|
Actualizado: 11 marzo, 2024 13:15
|
PUBLICIDAD

Las empresas españolas perciben durante el primer trimestre de 2024 un descenso de la facturación y «una evolución más negativa de la actividad inversora», todo ello en un contexto de incertidumbre en la política económica y de creciente preocupación por las dificultades para encontrar mano de obra.

Así lo indica la encuesta del Banco de España sobre la Actividad Empresarial (EBAE) correspondiente al primer trimestre del año y hecha pública este lunes, en la que se insiste que la actividad empresarial también se está viendo afectada por el impacto de las tensiones geopolíticas que tienen lugar en el mar Rojo.

De acuerdo con esta encuesta trimestral, el 28,8 % de las más de 6.500 empresas que remitieron sus respuestas a la consulta del Banco de España durante el mes de febrero aseguró que sus ventas habían caído respecto al trimestre anterior, lo que supone 4,4 puntos porcentuales más que en los tres últimos meses de 2023.

Por contra, el porcentaje de empresas que perciben aumentos en su facturación ha bajado seis puntos respecto al trimestre anterior, hasta el 22,2 %, según el Banco de España, que añade que las perspectivas para el segundo trimestre apuntan a una «notable recuperación» de la facturación.

Las empresas de agricultura, construcción y transporte son las que más sufren la caída de la facturación

Por ramas de actividad, la evolución de la facturación empresarial mantiene una «notable heterogeneidad», aunque los sectores donde se perciben mayores caídas de las ventas en este trimestre son la agricultura, que encadena ocho trimestres consecutivos de retrocesos, y las ramas de construcción y transporte.

Mientras, los servicios de información y comunicaciones continúan exhibiendo un comportamiento muy favorable y de hecho ya enlazan doce trimestres consecutivos de subidas.

Respecto a la inversión, se presenta «una evolución más negativa» respecto al trimestre anterior y también en comparación con lo que esperaban las empresas hace tres meses para este trimestre.

De hecho, solo un 15,1 % de las empresas aumentaron su inversión en el primer trimestre, cinco puntos menos que en el trimestre anterior. Por sectores de actividad, se observa una peor evolución de la inversión en el sector primario, en el transporte y la construcción.

Descenso del empleo entre las empresas españolas

Las empresas encuestadas declaran un descenso del empleo por segundo trimestre consecutivo y solo un 14,3 % de ellas informan de un aumento, cuatro puntos menos que en el trimestre anterior, aunque las perspectivas son más optimistas para el segundo trimestre y apuntan a una mejora de la ocupación.

El documento del Banco de España destaca la mejora experimentada por el empleo en los servicios de información y comunicación, en contraste con los retrocesos observados en el transporte y la hostelería, mientras que el sector agrícola acumula ocho trimestres consecutivos de descensos, en línea con las caídas declaradas en la facturación.

En relación con la evolución de los precios de venta, este trimestre se ha observado un ascenso, aunque «algo menor de lo esperado hace tres meses».

Así, un 36,8 % de las empresas declaran haber subido sus precios en el trimestre, 11,3 puntos porcentuales más que en el trimestre anterior, y «con más intensidad» en los servicios de información y comunicación, transporte, actividades administrativas y de ocio.

Respecto al futuro, el 69,8 % de las sociedades esperan que, dentro de un año, sus costes sean superiores a los actuales, aunque sobre todo en el sector industrial, ya que en servicios las empresas prevén una cierta moderación.

Por otra parte, el 74,1 % de las empresas estiman que se produzcan crecimientos de los costes laborales, unos 3 puntos más que en el cuarto trimestre de 2023, pero se observa un mantenimiento de las presiones alcistas a un año vista, tanto en la industria como en los servicios.

El problema de la mano de obra

Uno de los factores que más condicionan la actividad de las empresas es la disponibilidad de mano de obra, una percepción compartida por el 43,8 % de las compañías, 1,2 puntos porcentuales más que el último trimestre de 2023.

Los problemas siguen siendo especialmente pronunciados en la hostelería, la agricultura y la construcción, donde más del 50 % de las empresas declaran estar viéndose afectadas.

Las dificultades para recibir suministros de los proveedores habituales y un aumento del coste de los «inputs» energéticos son otros de los factores que afectan negativamente a las empresas, según el informe del Banco de España.

Preguntadas por las tensiones geopolíticas en el mar Rojo, un 25 % de las sociedades declara verse afectadas por esta perturbación: de ellas, más de la mitad apuntan al aumento del coste del transporte como la principal vía de impacto, mientras que un tercio señalan los retrasos en las entregas de mercancías. 

Noticias Relacionadas: