Los dos problemas de Banco Sabadell para vender la sede de Planeta

Los dos problemas de Banco Sabadell para vender la sede de Planeta

La deuda de Planeta, máximo accionista de Atresmedia, con Banco Sabadell se ha saldado con la renuncia del José Manuel Lara como consejero del banco y con el pago de la histórica sede del grupo editorial. Ahora, Sabadell trata de dar salida a este inmueble, pero tendrá que superar dos problemas.

PUBLICIDAD

El primero de ellos es la arquitectura del edificio situado en el 662-664 de la Diagonal de Barcelona, la avenida más importante de la Ciudad Condal ya que la atraviesa de norte a sur íntegramente. El problema que presenta el edificio para una nueva ocupación es su base octogonal, en el que se alzan todas las plantas.

El edificio presenta numerosos espacios desaprovechados, al tiempo que presenta una fachada cubierta de hiedra y plantas, un sobrecoste para los nuevos inquilinos en caso en de mantenerlas, más cuando el edificio es reconocido por este jardín. Si los costes son muy elevados, la rentabilidad del casero disminuye, haciendo que la operación sea menos atractiva. Banco Sabadell no quiere perder ni un euro de los 200 millones de la deuda de Planeta, que compró el edificio a BBVA por unos 15.000 millones de pesetas -90 millones de euros-, ahora trata de venderlo por más del doble, en concreto un 120% más.

Asimismo, habrá que reformarlo de arriba a abajo para que el nuevo inquilino o inquilinos puedan amoldarse a la nueva ubicación. El edificio está ocupado casi íntegramente por Planeta, por lo que habrá que esperar a ver a qué precio se cierra finalmente la operación.

PUBLICIDAD

El edificio tiene 26.500 metros cuadrados sobre rasante y 350 plazas de garaje. En la venta de 2001, Planeta compartió durante un corto período de tiempo sede con Chupa Chups, BBVA y Sun. Antes, había albergado la sede de la extinta Banca Catalana, ex presidida por Jordi Pujol, defraudador confeso y ex presidente de la Generalitat de Cataluña.

Para la subasta de la sede de Planeta se ha contratado a la consultora Richard Ellis, que tiene hasta finales de verano para cerrar la venta, según afirman fuentes conocedoras de la operación a El Confidencial.

En mayo, Planeta tuvo que entregar la sede para cumplir con préstamo con Banco Sabadell, un montante que sirvió para comprar acciones de la entidad financiera. No obstante, este error muy común entre inversores particulares, también afectó al principal accionista de Atresmedia. La acción de Sabadell se desplomó en Bolsa y no se recuperó en el tiempo establecido para devolver el crédito. Inversiones Hemisferio, que llegó a tener el 5% de Planeta, estaba en una situación vulnerable.

 

PUBLICIDAD